Cocinando con Goizalde

Las recetas de mi cocina

Archive for the ‘Sin categoría’ Category

MOLLETES DE ANTEQUERA

with 2 comments

Vaya panecillos más ricos, estos molletes son blanditos y tiernos que gustarán a tod@s. Son una maravilla la verdad. Estupendos para desayuno, merienda, para hamburguesas… Es que pongas lo que le pongas dentro están deliciosos.

Lo mejor de todo es que se pueden hacer y congelar. Congelan muy bien y se descongelan en 30-60 min. Si tienes algo de prisa puedes acelerar el proceso metiéndolos al microondas envueltos en film y en unos 2-3 golpes de 10 seg los tendrás casi listos.
Y mejor aún si ya los congelas rellenos de chorizo, jamón serrano, jamón york, mortadela, nocilla o queso. No tendrás más que sacarlos del congelador y llevártelos a donde sea, se irán descongelando por el camino.

INGREDIENTES

Para unos 12 molletes de 100 gr o 20 de 60 gr:

Masa madre:

  • 15 gr de levadura fresca o 5 gr de levadura seca de panadero (1 sobre)
  • 60 gr de leche
  • 100 gr de harina de fuerza

Masa:

  • 700 gr de harina de fuerza
  • 400 gr de agua
  • 60 gr de aceite
  • 10 gr de sal
  • 1 cucharada de azúcar

ELABORACIÓN

Con Thermomix:

Masa madre: poner en el vaso los 3 ingredientes y mezclar 15 seg en vel 6. Poner la bola en un bol y cubrir con agua templada. Estará lista cuando flote, puede tardar entre 15-30 min.

Masa: Sin limpiar el vaso, poner todos los ingredientes y la bola de masa madre, mezclar 30 seg en vel 6. Dejar reposar 1 min y amasar 3 min en vel espiga.

Sin Thermomix:

Masa madre: mezclar en un bol los 3 ingredientes hasta conseguir una bola uniforme. Poner la masa en el bol y cubrir con agua templada. Estará lista cuando flote, puede tardar entre 15-30 min.

Masa: mezclar el resto de ingredientes con la bola de masa madre y amasar hasta obtener una masa uniforme y lisa, puede llevar entre 5 y 10 min.

Dejar reposar la masa en un bol untado con un poco de aceite y tapado con film hasta que doble el volumen.
También se puede meter a la nevera  cuando arranque el levado y dejar levando hasta el día siguiente, a mi me gusta más este método, así no tengo que estar pendiente de la masa y además porque los levados lentos y en frío dan mejor sabor a los panes.

Una vez lista la masa quitar el aire amasando un poquito y cortar en trozos de 100, 80, 60, 40 gr dependiendo del tamaño que queramos. Dar forma de bola y dejar levar hasta que doblen el volumen tapados con un trapo o similar.

Precalentar el horno a 200ºC.

Hornear unos 18-20 min a 180ºC. No deben coger mucho color y dependiendo del tamaño tardarán más o menos en cocerse.

NOTAS:

  1. Yo los suelo hacer de 80 gr aproximadamente, me salen unos 15 panecillos
  2. Además me gusta que cojan un poco de color, no me gusta que queden tan blancos, por lo que los dejo 2 min más de lo que marca la receta.
  3. Puedes espolvorear con harina por encima antes de hornear o pintar con agua o leche y espolvorear sésamo.
  4. CONGELAR: para congelar lo puedes hacer tal cual envueltos de uno en uno en film o lo puedes hacer ya con el relleno. Yo probé con chorizo, jamón serrano, jamón york, mortadela, nocilla o queso y me dieron todos muy buen resultado.
    Abre por la mitad los panes, rellénalos a tu gusto, envuelve en film y congela.
    Cuando los necesites, sácalos unos 60 min antes y estarán tiernos y deliciosos. 2 ó 3 golpes de 10 seg de microondas acelerarán el proceso.

Written by Goizalde

19 marzo, 2018 at .

Publicado en Sin categoría

PIMIENTOS VERDES FRITOS RELLENOS DE MARISCO

leave a comment »

Los pimientos verdes fritos rellenos de marisco te sorprenderán y sorprenderán a tus invitados cuando los prueben. Son un bocado suave y delicioso y ahora que estamos aún en época de pimientos verdes (de los pequeños, tipo pimiento del padrón, pimiento de Gernika…) hay que aprovechar y cocinarlos.

A la hora de freír os recomiendo que utilicéis Panko, ya que el resultado es mejor, más crujiente y aguanta muy bien, porque se pueden comer tanto en frío como en caliente.

INGREDIENTES

Para unos 20-24 pimientos:

  • 8 mejillones crudos
  • 6 langostinos crudos
  • 150 gr de agua
  • 50 gr de aceite
  • 50 gr de harina
  • 300 gr de leche
  • 20-24 pimientos verdes pequeños
  • Harina, huevo y Panko para rebozar

ELABORACIÓN:

Abrir los mejillones al vapor con unos 50 gr de agua y reservar.

Pelar los langostinos y hacerlos a la plancha, reservar. En esa misma sartén poner las cáscaras de los langostinos, añadir 100 gr de agua y el líquido resultante de cocer los mejillones, cocinar un minuto a fuego fuerte para que coja todo el sabor. Colar y reservar el caldo.

Con Thermomix:

Picar los langostinos y los mejillones 2 seg en vel 4. Si han quedado trozos grandes repetir la operación.

Verter el aceite y calentar 1 min, varoma, vel cuchara. Agregar la harina y cocinarla 3 min, varoma, vel 1. Agregar la leche y 100 gr del caldo resultante de los mejillones y los langostinos. Cocinar 10 min, varoma, vel 1 y giro a la izquierda.

Sin Thermomix:

Picar los langostinos y los mejillones, poner en una sarten, añadir el aceite y la harina y cocinar un poco para quitar el sabor a harina cruda, verter la leche y remover sin parar, cocinar unos minutos.

Sazonar al gusto y reservar en manga pastelera, se rellenan mejor así los pimientos. Dejar templar hasta  que no queme y se pueda manejar bien la manga.

Mientras tanto, en una sartén y con bastante aceite muy caliente introducir los pimientos para que se ablanden un poco, no hace falta que se cocinen, solo que se ablanden, pueden ser unos 10-20 segundos y los sacamos a un plato. Cuando se enfríen les cortaremos la punta con unas tijeras para hacer un hueco por donde meter la punta de la manga pastelera para rellenarlos.

Rellenar los pimientos con la bechamel aún templada (es más manejable), pasar por harina, huevo y Panko. Así se pueden guardar en la nevera o incluso congelar.

A la hora de freír, hacerlo como si fueran croquetas: en abundante aceite caliente.

NOTAS:

  1. Se pueden usar también los mejillones ya cocidos que vienen envasados al vacío y que traen ya su propio caldito. Incluso, si me apuras, también los de lata al natural, pero estos sin caldo, pondríamos agua o caldo de pescado en su defecto, ya que le daremos sabor con las cáscaras de langostino.
  2. El Panko se puede sustituir por pan rallado normal, pero queda más crujiente.

Written by Goizalde

10 agosto, 2017 at .

BOMBONES RELLENOS DE LICOR Y DE TRUFA DE CHOCOLATE BLANCO

with 28 comments

Aunque los bombones sientan bien en cualquier época del año, parece que ahora que tenemos la navidad encima, hacemos mayor uso de ellos, por eso he preparado estos, porque al fin y al cabo casi todos los bombones se hacen de una manera similar. Cada uno le pone la cobertura y el relleno que quiera, pero la forma de elaborarlos es muy similar.

En este caso he preparado bombones con cobertura de chocolate negro rellenos de trufa de chocolate blanco y bombones con cobertura de chocolate con leche rellenos de guinda y licor de cereza (kirsch), aunque si no se tiene este licor se puede cambiar por otro (ron, cognac, etc…)

Bombones con cobertura de chocolate negro rellenos de trufa de chocolate blanco:

INGREDIENTES (Para 15 bombones)

  • 150 gr de chocolate con un 60 ó 70% de cacao (yo utilicé el de 70% de cacao de Lindt)
  • 1,5 litros de agua
  • 100 gr de chocolate blanco
  • 40 gr de nata
  • 50 gr de aceite (yo utilicé de girasol para que no le diera mucho sabor)

ELABORACIÓN

Trocear el chocolate negro 10 seg en vel 5 e introducirlo en una bolsa de las de congelar. Colocar el cestillo y poner el agua en el vaso, meter por el bocal la bolsa con el chocolate dejando fuera la punta y programar 15 min, 50ºC, vel 4 para que se funda el chocolate. Una vez fundido echar este chocolate por todos los moldes, de tal manera que cubra bien todas las paredes y antes de que se endurezca, dar la vuelta al molde para que caiga sobre un plato o bandeja el chocolate sobrante, que es el que nos servirá para cubrir al final la base de los bombones. Meter al frigorífico para que endurezca.

A la hora de fundir el chocolate, sacar de vez en cuando la bolsa (3 ó 4 veces) y amasarla con las manos para asegurarse de que no queden grumos. De esta manera conseguimos que el chocolate no pase nunca de los 50ºC con lo que nos evitamos el que se queme.

Mientras tanto iremos haciendo el relleno: poner el chocolate blanco junto con la nata en el vaso y programar 5 min, 50ºC, vel 2. Cuando ya esté el chocolate fundido pondremos la Thermomix en marcha en vel 3 e iremos añadiendo el aceite por el bocal poco a poco, con el cubilete puesto y añadiremos el aceite a un chorro muy fino, como si estuviésemos haciendo mahonesa.

Rellenamos con esta trufa los bombones y cubrimos la base con el resto de chocolate negro que nos había quedado. Pasar una espátula o similar para alisar las bases de los bombones y dejar enfriar en el frigorífico.

NOTA: el chocolate que utilizaremos en el segundo paso para cubrir las bases de los bombones, puede que se nos quede un poco duro para tapar esas bases, pero si lo metemos unos pocos segundos al microondas conseguiremos que se ablande lo suficiente como para poder manejarlo de nuevo.

Yo utilizo moldes de silicona porque es muy fácil desmoldarlos luego.

Bombones con cobertura de chocolate con leche rellenos de guinda y licor de cereza (kirsch):

INGREDIENTES (Para 15 bombones)

  • 150 gr de chocolate con leche
  • un botecito de guindas en almíbar
  • 1/2 cubilete de licor de cerezas o Kirsch

ELABORACIÓN

El primer paso es exactamente igual que el anterior: trocear el chocolate con leche 10 seg en vel 5 e introducirlo en una bolsa de las de congelar. Colocar el cestillo y poner el agua en el vaso, meter por el bocal la bolsa con el chocolate dejando fuera la punta y programar 15 min, 50ºC, vel 4 para que se funda el chocolate. Una vez fundido echar este chocolate por todos los moldes, de tal manera que cubra bien todas las paredes y antes de que se endurezca, dar la vuelta al molde para que caiga sobre un plato o bandeja el chocolate sobrante, que es el que nos servirá para cubrir al final la base de los bombones. Meter al frigorífico para que endurezca.

Mezclar el almíbar del bote de las guindas con el licor y llevarlo a ebullición y dejar hervir un minuto. Con esto conseguimos que se evapore el alcohol y así los niños también pueden comer los bombones, pero si los queréis con alcohol no mezclar con el almíbar ni llevarlo a ebullición.

Una vez duros los bombones, colocaremos una guinda en cada bombón (poner el agujero hacia arriba para que pueda rellenarse bien de licor) y lo cubriremos de licor (o mezcla de licor + almíbar) sin llegar hasta arriba del todo, ya que tenemos que cubrir la base con el chocolate sobrante. Pasar una espátula o similar para alisar la base y asegurarnos de que queda bien sellado.

Una vez los bombones fríos, los desmoldamos y ya están listos para ser degustados!!!

Aqui teneis otro dos tipos de bombones, esta vez con chocolate blanco:

BOMBONES BLANCOS RELLENOS DE DULCE DE LECHE Y DE TRUFA BLANCA CRUJIENTE

CONGELACIÓN: en el grupo de facebook tuvimos la duda de si se podrían congelar los bombones y de cómo quedarían una vez descongelados, pues bien, tras hacer la prueba y tenerlos congelados durante 4 días, os puedo decir que una vez descongelados están exactamente igual que antes de congelarlos.

.

Written by Goizalde

8 noviembre, 2010 at .

HELADO DE LIMÓN

with 56 comments

Delicioso y refrescante para el verano, este helado de limón no lleva ni huevos, ni nata. Dentro de lo calóricos que pueden ser los helados este es uno de esos que se puede tomar un poquito aún estando a dieta.

Lo he elaborado sin utilizar azúcar invertido porque pensé que el “jarabe” de limón que hay que elaborar previamente sería suficiente para evitar que se cristalice la preparación, y efectivamente, así ha sido.

No hace falta sacarlo minutos antes del congelador, ya que no cuesta nada sacar las bolas de helado, es muy cremoso, y eso que no lleva grasas tipo huevo y nata. Se podría elaborar perfectamente con leche semidesnatada, yo lo he hecho con entera, pero viendo la cremosidad, la próxima vez me animaré con la semi.

INGREDIENTES (Para 1 kg de helado aprox)

Para el jarabe de limón:

  • la piel de un limón (solo la parte amarilla)
  • 125 gr de agua
  • 250 gr de azúcar
  • 250 ml de zumo de limón (yo utilicé 4 limones para conseguir esta cantidad)

Para el helado:

  • 500 ml de leche
  • 2 claras de huevo congeladas

ELABORACIÓN

Primero haremos el “jarabe de limón”, para ello pondremos la piel de limón en el vaso completamente seco con 1 cucharada de azúcar y lo trituraremos hasta que quede muy fino. Reservar.

Sin lavar el vaso poner el agua con el resto del azúcar 10 min, varoma, vel 1. Sacar el vaso de la base y dejar enfriar el almíbar sin la tapa una media hora. Truco: yo meto en el congelador 1/2 hora antes una taza de desayuno y pongo aquí el almíbar que acabo de hacer, así se enfría antes.

Poner en el vaso el almíbar con la piel triturada y el zumo del limón, mezclar 30 seg en vel 8 y cocinar 10 min, 80ºC, vel 1.

Añadir la leche, mezclar 30 seg en vel 8 y refrigerar unas 6-8 horas, yo lo dejo toda la noche.

*

Montar las claras a punto de nieve: si tenemos las claras congeladas montarán en un periquete. Poner las claras en el vaso y romperlas con las cuchillas 10 seg en vel 6, poner la mariposa, añadir una pizquita de sal y en menos que canta un gallo tenemos las claras montadas y bien potentes. Eso si, el vaso ha de estar muy limpio, por eso, antes de montar las claras podemos poner 2 cubiletes de agua 4 min, varoma, vel 1, añadir unas gotas de lavavajillas, colocar el cubilete y poner a máxima potencia para que se limpie bien, luego aclarar con agua fría para enfriar el recipiente.

– Si tenemos heladera:

Poner la heladera en marcha e ir echando la crema poco a poco por el agujero de la tapa, cuando pasen unos 30 min añadiremos por el agujero de la heladera las claras montadas a punto de nieve. En unos 45-50 min se habrá formado una crema semi-congelada, la metemos en el recipiente donde lo vamos a congelar y al congelador como 6 horas para que este listo para consumir.

– Si no tenemos heladera:

Ponemos la crema en el recipiente donde lo vayamos a congelar y lo metemos al congelador.

Después de 1 hora y media o 2 horas, lo sacamos, lo metemos en la Thermomix y lo batimos 15 seg en vel 8 y lo metemos de nuevo en el congelador. Repetiremos este paso unas 4 ó 5 veces, de esta forma conseguiremos romper los cristalitos que se forman en la congelación y haremos que el resultado sea más cremoso. La segunda vez que lo saquemos será cuando le vamos a añadir las claras montadas. Primero triturar el helado 15 seg en vel 8 y luego agregar las claras 15 seg en vel 4. La siguiente vez que se saque para triturar de nuevo, hacerlo como de costumbre.

*****

Para que os hagáis una idea, una bola de helado ronda los 80 gr, por lo que podemos decir que tiene menos de 120 Kcal

Written by Goizalde

14 julio, 2010 at .

CREPES DE TRIGUEROS, BROTES DE PUERRO Y CHAMPIÑONES CON BECHAMEL DE QUESO AZUL

with 3 comments

Lo bueno que tienen las crepes es que las puedes rellenar con lo que tengas en el frigorífico bien sea para aprovechar las sobras o para rellenarlas con lo que más te gusta.

Las que cocinamos hoy son de verduras, ligeras, de las que no dan sensación de pesadez.

Son muy fáciles de hacer y se puede tener todo hecho de antemano para que en el último momento tan solo haya que calentar y gratinar en el horno. Es más, los crepes, las obleas, se pueden hasta congelar: una vez hechas, dejar enfriar bien, colocar sobre film transparente y enrollar (de 4 en 4 por ejemplo). Para descongelar, sacar un par de horas antes y ya están listas para ser utilizadas.

INGREDIENTES (Para unos 12 crepes)

Para los crepes:

  • 25 gr de mantequilla
  • 125 gr de harina
  • 200 ml de leche
  • 2 huevos
  • sal, pimienta
  • perejil picado

Para el relleno:

  • 1 cebolla
  • 2 dientes de ajo
  • 30 gr de aceite
  • 600 gr de champiñones
  • 1/2 cubilete de vino blanco
  • 24 espárragos trigueros
  • 24 brotes de puerros
  • sal y pimienta negra

Para la bechamel:

  • 30 gr de mantequilla
  • 30 gr de harina
  • 300 gr de leche
  • sal y pimienta blanca
  • 60 gr de queso azul

Para gratinar:

  • queso en lonchas

ELABORACIÓN

Para las crepes:

Poner la mantequilla en el vaso y calentar 2 min, 80ºC, vel 1. Añadir el resto de ingredientes excepto el perejil y triturar 30 seg en vel 8. Añadir el perejil y mezclar unos segundos en vel 2. Reservar en un bol o tupper y meter al frigorífico unos 30 min.

Para el relleno:

Enjuagar un poco el vaso y secar con papel de cocina, no hace falta lavarlo en condiciones. Poner la cebolla con el ajo y trocear 3 seg, vel 4. Agregar el aceite y sofreir 10 min, varoma, vel cuchara.

Mientras tanto vamos limpiando y cortando los champiñones en láminas, reservamos. Quitamos los tallos a los trigueros y limpiamos los brotes de puerro, colocaremos estos (trigueros y puerros) en el varoma y salpimentamos.

Cuando termine el tiempo del vaso añadiremos los champiñones, salpimentamos y vertemos el vino. Programar 20 min, varoma, vel cuchara.

Cuando quedan 10 min para que termine, colocamos el varoma en su posición para que se cocinen los trigueros y los brotes.

Para hacer las crepes, cogeremos una sartén pequeña, de unos 14 cm de diámetro (se mide la base de la sartén, no los bordes de arriba) y lo pondremos al fuego con unas gotas de aceite, vertemos un poco de la masa de crepes y este primero lo desechamos, ya que solo sirve para aceitar y calentar la sartén y para tenerla apunto para hacer las crepes. Después de esto no hace falta echar más aceite en la sartén.

Iremos echando unas 3-4 cucharadas de masa sobre la sartén caliente y quitamos el exceso devolviéndolo* al bol donde tenemos el resto de la masa y en cuanto cuaje (en unos 5 segundos) le damos la vuelta y por este lado lo dejamos hasta que se dore un poco. Vamos apilando las crepes en un plato. Veremos que uno de los lados queda más bonito y dorado que el otro.

*Al quitar el exceso, veremos que el crepe no queda redondo, que en el lado por donde hemos quitado el exceso ha quedado como una lágirma, no pasa nada, esa lágrima nos ayudará luego a cerrar mejor el crepe.

Si el tiempo del vaso ha terminado, reservar los champis y las verduras y sin lavar el vaso poner la mantequilla de la bechamel y calentar 2 min, 100ºC, vel 1, añadir la harina y cocinar 2 min, 100ºC, vel 1. Verter ahora la leche, mezclar 20 seg en vel 6, salpimentar y cocer 8 min, varoma, vel 2. Agregar el queso azul y mezclar 30 seg, vel 6. Reservar.

Colocamos el crepe con la parte dorada y bonita hacia abajo y la lágrima hacia nosotros. Poner una cucharada de champiñones, encima los trigueros y los brotes de puerro y napar con una cucharada de bechamel de queso azul. Cerrar metiendo para abajo la lágrima y enrollándolo, dejando la parte abierta por abajo. Colocar en una bandeja de horno, cubrir con una loncha de queso y gratinar hasta que se dore el queso.

Written by Goizalde

12 julio, 2010 at .