Cocinando con Goizalde

Las recetas de mi cocina

Archive for the ‘Postres Dulces y Helados’ Category

OJOS Y GUSANOS DE GELATINA PARA HALLOWEEN

leave a comment »

¿Dan un poco de mal rollo estos ojos y gusanos de gelatina verdad?
Pero son divertidos y muy ricos jeje

Se acerca la terrorífica noche de Halloween y aún estáis a tiempo de hacer cositas para sorprender a grandes y pequeños.

Os dejo otras elaboraciones para que os pongáis manos a la obra cuanto antes, que se nos echa el tiempo encima (pinchar sobre la imagen para que os lleve a la entrada):

INGREDIENTES

Con estas cantidades salen unos 24-26 ojos y un montón de gusanos.
A parte de los ingredientes necesitaremos también cubiteras para hacer hielo que sean de goma, elásticas, para poder desmoldar bien. O moldes de silicona con forma redondeada.
Para los gusanos necesitaremos unas cuantas pajitas y un vaso o recipiente alto donde quepan las pajitas.

Para los ojos:

  • 100 gr de agua
  • 15 gr de gelatina (mejor en hojas)
  • 1 cucharadita de sirope de chocolate
  • 2 cucharaditas de azúcar
  • colorantes azul y verde
  • 120 gr de leche
  • 200 gr de leche condensada

Para los gusanos:

  • 1 sobre de gelatina de frambuesa
  • 250 gr de agua

ELABORACIÓN

Ojos:

Poner a rehidratar las hojas de gelatina en 3 boles diferentes: por un lado 1 gr (para las pupilas negras), por otro 4 gr (para el iris) y por otro los 10 gr restantes (parte blanca del ojo)

Calentar los 100 gr de agua (en el microondas o al fuego) y agregar los 4 gr de gelatina rehidratada bien escurrida, revolver para que se disuelva bien.

Poner 1 cucharada sopera de esta mezcla en un bol pequeño y repartir lo que queda en dos boles en partes iguales.

En el bol pequeño que hemos puesto una cucharada agregar el sirope de chocolate y llevar al microondas por 10 segundos. Si no queda negro, añadir colorante rojo y azul para oscurecer un poco más la mezcla. Cuando esté bien caliente, derretir la hoja de gelatina de 1 gr.

Con un papel untado en aceite engrasar un poquito los moldes.

Colocar en cada hueco una gotita de la mezcla de sirope de chocolate y llevar a la nevera para que cuaje lo más rápido posible. No utilizar el congelador, no queda bien.

Mientras tanto teñir unos de los boles reservados anteriormente con agua y gelatina de azul y el otro de verde. Dejar a temperatura ambiente hasta que las pupilas estén duritas (unos 15 min).

Con ayuda de una cucharilla verter el liquido verde en la mitad de los moldes y el azul en la otra mitad. Meter en la nevera alrededor de 1 hora.

Calentar los 120 gr de leche y agregar los 10 gr de gelatina rehidratada y bien escurrida. Mezclar con la leche condensada y cuando el iris (azul y verde) esté firme, verter por encima.

Refrigerar los ojos un mínimo de 4-5 horas. Yo lo dejo toda la noche.

Gusanos:

Calentar la mitad del agua y agregar el sobre de gelatina de frambuesa, sacar del fuego y añadir la otra mitad del agua. Revolver bien.

Echar un poco de esta gelatina, como 1 cm en el culo del vaso, y meter en la nevera para que cuaje. Una vez cuajado colocar las pajitas atadas con una goma e incrustar en la gelatina del fondo del vaso, de esta manera no escapará por debajo la gelatina de las pajitas.

Verter por encima la gelatina restante haciendo que entre por los agujeros de las pajitas.

Reservar en la nevera unas 4-5 horas, mejor toda la noche.

Para sacar los gusanos apretar la pajita con los dedos por un lado deslizándose hacia el otro para que la gelatina salga con la forma deseada.

NOTAS:

  1. Prefiero la gelatina en hojas porque es más fácil calcular los gramos.
  2. Si no tienes sirope de chocolate, utiliza una cucharadita de nocilla marrón o similar, es para oscurecer la pupila negra y no tener que añadir medio bote de colorante. Si tienes colorante negro, genial, no necesitas nada más
  3. Yo utilizo los colorantes en tubo de la marca Dr Oetker, vienen 4 tubos en una cajita: azul, verde, rojo y amarillo
  4. Para engrasar los moldes puedes utilizar el spray de aceite si lo prefieres
  5. Los gusanos se pueden hacer de cualquier sabor y color de gelatina.
  6. Si te cuesta mucho sacar los gusanos, rueda suavemente las pajitas entre las palmas de tus manos para darle un poco de calor y así saldrán mejor.

 

 

Written by Goizalde

30 octubre, 2017 at .

GALLETAS DE AVENA, ARANDANOS Y CHOCOLATE BLANCO

leave a comment »

Sé que algun@s veréis la palabra “avena” en el título y ya no seguiréis leyendo, pero permitirme deciros que estas galletas de avena, arandanos y chocolate blanco quedan tan buenas que si no lo digo, no se nota que lleven avena.

Tenemos la sensación de que la avena da una textura seca y chiclosa a las elaboraciones, pero no es así. Se integra muy bien sobre todo en recetas como esta de galletas. Están crujientes y deliciosas.

INGREDIENTES

Para unas 30 galletas:

  • 130 gr de mantequilla
  • 200 gr de azúcar moreno
  • 1 huevo
  • 1 cucharadita de esencia de vainilla
  • 200 gr de harina
  • 1 cucharadita de levadura química tipo Royal
  • 150 gr de avena
  • una pizca de sal
  • 100 gr de arándanos secos
  • 100 gr de pepitas de chocolate blanco
  • frutos secos picados para decorar

ELABORACIÓN

Con Thermomix:

Colocar la mariposa en las cuchillas y batir la mantequilla con el azúcar 30 seg en vel 3, agregar el huevo y la vainilla y mezclar bien (bajando restos de las paredes cuando sea necesario) durante 2 minutos y en vel 3. Quitar la mariposa.

Mientras tanto tamizar la harina con la levadura y la sal, echar al vaso junto a la avena, mezclar 5 seg en vel 3 y después añadir los arándanos y el chocolate blanco, integrar todo en la masa 20 seg en vel 3.

Sin Thermomix:

Batir con varillas eléctricas la mantequilla y el azúcar, agregar el huevo y la vainilla e integrar bien. Tamizar la harina con la levadura y la sal y añadir a la mezcla anterior junto con la avena, mezclar bien. Ahora poner también los arándanos y el chocolate y remover hasta integrar.

Envolver la masa en film y reposar en el frigo un mínimo de 2 horas, se puede dejar de un día para otro.

Precalentar el horno a 190ºC

Dividir la masa en unas 30 porciones de 30 gr, dar forma de bola y colocar en la bandeja con papel de horno, aplastar un poco con la palma de la mano hasta dejar un grosor de 1 cm aproximadamente y espolvorear los frutos secos picados. (En este punto se puede congelar la masa metiendo las bolas ya aplastadas y decoradas en un tupper y al congelador. Para hornear, poner directamente las bolas en la bandeja de horno y hornear igual, puede que necesiten un par de minutos más.)

Hornear unos 15-20 min y una vez listas sacar de la bandeja de horno y un par de minutos después dejar enfriar sobre una rejilla. Al salir del horno puede que estén un poco blandas, pero según se vayan enfriando irán quedando más crujientes.

NOTAS:

  1. En los supermercados hay un azúcar moreno, que aunque no es un azúcar moreno verdadero, para este tipo de galletas está fenomenal, porque aporta un saborcito acaramelado y textura crujiente. Si os fijáis pone en el paquete que es especial para galletas.
  2. Si los arándanos secos que tienes son muy grandes, trocéalos un poco (Thermomix: antes de empezar a hacer la elaboración trocear los arándanos 3 seg en vel 5)
  3. Encontrar pepitas de chocolate blanco no es tan fácil como encontrar pepitas de chocolate negro o con leche, por ello te doy un truquito para que puedas hacer algo similar a unas pepitas de chocolate para elaboraciones de este tipo: mete la tableta de chocolate blanco (los gramos que necesites, no la tableta entera, pero en un solo trozo a poder ser, como mucho en dos) en el microondas durante 8-10 segundos, así perderá el crujiente y podrás cortar con el cuchillo en daditos sin que se astille. Por supuesto vale para cualquier chocolate (blanco, con leche y negro)
  4. He utilizado frutos secos para decorar, puedes utilizar también semillas de sésamo, de amapola, pipas de calabaza, de girasol…

Written by Goizalde

31 mayo, 2017 at .

BOLLITOS DE BRIOCHE CON PEPITAS DE CHOCOLATE

leave a comment »

Bollitos de brioche con pepitas de chocolate mas conocidos comercialmente como “Doowaps” o “Weikis”.

Hechos en casa siempre son mejores, mas naturales y mas sanos que los comprados, ya que controlamos los ingredientes que utilizamos.

Si, vale, admito que llevan tiempo, porque necesitan levados, pero con ayuda del frigorífico se nos hará mucho más llevadero y si además tienes algún aparato amasador, te costará muy poco hacer estos bollos.

No lo dudes ni un momento y ponte manos a la obra, que son muy sencillos.

Hay que empezar a hacer la masa un día antes, ya que tiene que pasar un mínimo de 12 horas en el frigorífico.

INGREDIENTES

Para unos 24 bollitos de 50 gr:
  • 500 gr de harina de fuerza
  • 1 sobrecito de levadura seca de panaderia (5-7 gr)
  • 120 gr de azúcar
  • 180 gr de leche
  • 3 huevos
  • una pizca de sal
  • 250 gr de mantequilla
  • 150-200 gr de pepitas de chocolate
Para pintar:
  • Huevo batido
  • Semillas de sésamo y de amapola

ELABORACIÓN

Con Thermomix:

Poner en el vaso todos los ingredientes excepto la mantequilla y las pepitas de chocolate. Mezclar 30 seg en vel 6, dejar reposar 10-15 min para que la harina vaya absorbiendo los líquidos.

Mientras tanto cortar la mantequilla en dados y reservar.

Amasar lo del vaso 3 min en vel espiga y dejar reposar otros 10 min.

Agregar la mantequilla en dados y amasar de nuevo 3 min en vel espiga. Reposar 10 min y volver a amasar 3 min en vel espiga.

Sin Thermomix:

Si tienes algún aparato amasador, utilízalo porque ahorra muchísimo trabajo.

Mezclar todos los ingredientes de la masa excepto la mantequilla y las pepitas hasta que esté más o menos homogéneo. Dejar reposar unos 10-15 min para que la harina absorba la humedad necesaria y los ingredientes se integren mejor.

Cortar la mantequilla en dados y reservar.

Amasar bien unos 5 min a mano ó 3 en amasadora y reposar de nuevo otros 10 min, agregar la mantequilla y volver a amasar 5-10 min a mano o 3 min en amasadora. Aquí viene la dificultad, porque la masa con tanta mantequilla se vuelve pegajosa, y es bastante complicada de manejar con las manos, así que si tenéis cualquier accesorio amasador, utilizarlo. Reposar otros 10 min.

Y vamos ya con el tercer y último amasado, otros 5-10 min a mano ó 3 min en amasadora.

Hacer una bola con la masa y colocarla en un bol untado con aceite, tapar con film o similar. Dejar que empiece a levar (30-60 min) a temperatura ambiente y guardar en el frigorífico un mínimo de 12 horas.

Al sacar del frigo veremos que la masa ha ganado cuerpo y que es mucho más manejable, esto se debe a que la mantequilla se ha enfriado.

Enharinar un poco la mesa de trabajo, sacar la masa del bol y pasar el rodillo para quitar el aire, estirar un poco y añadir las pepitas de chocolate. Pasar otra vez el rodillo por encima de éstas para “clavarlas” en la masa y enrollar para integrar mejor las pepitas. Hacer un rollo e ir cortando porciones de unos 40-50 gr. Dar forma de bola y colocar sobre una bandeja de horno cubierta con papel de hornear. Dejar espacio entre los bollitos ya que crecen en el horno. Cubrir con un trapo limpio y dejar levar unos 60-90 min hasta que doblen su volumen.

Precalentar el horno a 180ºC

Pintar con huevo batido y espolvorear con semillas de sésamo.

Hornear unos 20-25 min y enfriar luego sobre una rejilla

CONGELAR

Una vez hechos y fríos se pueden meter en una bolsa y al congelador. Cuando los necesites, saca la cantidad que sea y deja que se descongelen a temperatura ambiente. Tardarán unos 60-90 min.
Una vez ya congelados, les puedes dar un toque de 10-20 seg de microondas para templar y que se derrita un pelín el chocolate.

NOTAS:

  1. 24 bollitos igual te parecen muchos, pero una vez que te pones merece la pena hacerlos todos, porque se congelan de maravilla. Una vez horneados, dejar enfriar y meter en una bolsa de congelar y al congelador. Cuando los necesites, sácalos a temperatura ambiente y en 60-90 min los tendrás como recién hechos.
  2. Utilizo harina de fuerza porque esta masa esta muy enriquecida, tiene mucha grasa (mantequilla y huevos) por lo que necesita una harina que lo soporte.
  3. Levadura: tiene que ser levadura de panadería, fresca o seca, pero de panaderia. no vale la del sobre rojo de Royal, eso es gasificante.
    Un sobrecito de levadura seca (5-7 gr dependiendo de marcas) equivalen a 3 veces más su peso si se utiliza la fresca, la que venden en cubitos de 20-25 gr.
    1 sobrecito de levadura seca de panadería (5 gr) = 15 gr de levadura fresca
  4. La mantequilla es mantequilla y en este tipo de recetas no se debe cambiar por ninguna otra cosa. Ni margarina con sabor a mantequilla, ni mantequilla de untar, ni mantequilla baja en grasa. Ninguna de estas cosas es mantequilla pura. Fijaos bien en los ingredientes. Si pone “Mantequilla 82-85% grasa”, esa es, no le deis más vueltas. Donde ponga que tiene cualquier otro ingrediente, no vale. Ya que les meten emulgentes, colorantes, estabilizantes, conservadores y otro montón de aditivos que no voy a nombrar para no aburrir.
    ¡¡¡Solo Mantequilla y nada más!!!
  5. El levado en el frigorífico nos garantiza un levado muy lento, lo que hace que la masa gane en sabor y textura.
  6. Es muy importante que cuando les des ya la forma de bollito para el segundo levado los coloques en la bandeja donde los vayas a hornear, ya que cuando levan, si los tocas mucho pueden bajarse y dar al traste con todo nuestro trabajo.
  7. Seguramente no te quepan todos los bollitos en una sola hornada, así que hornea primero la mitad y luego la otra mitad (12 y 12 aproximadamente)

Written by Goizalde

2 mayo, 2017 at .

LAZOS DE HOJALDRE Y CHOCOLATE

with one comment

Cuando tengo tiempo me gusta preparar algún dulce para el equipo de basket de mi hija. Suelen jugar los sábados por la mañana, y como recompensa al esfuerzo, qué mejor que unos dulces. Esta semana tocan estos lazos de hojaldre y chocolate.

La semana pasada una de las compañeras de mi hija dijo una frase que me llegó al corazón. Hice torrijas (tostadas de pan) y al principio las miró con cara rara, entonces mi hija le dijo: “¿Quieres? Son torrijas y las ha hecho mi ama”, a lo que ella respondió: “Ah, vale, si las ha hecho tu ama sí”
Esta semana dos de ellas me han pedido la receta de los lazos, así que no puedo esperar más a publicarla.

Les dedico este post a ellas, por lo que pelean en la cancha, las ganas que ponen y porque valen un montón.

¡¡¡Ánimo chicas!!!

INGREDIENTES

Para unos 20-24 lacitos:

  • una plancha rectangular de hojaldre
  • un bote de crema de cacao
  • 150 gr de azúcar
  • 150 gr de agua

ELABORACIÓN

Es tan fácil como cortar la plancha de hojaldre en 4 partes a lo largo, como se ve en la foto. Untar con crema de cacao las 4 tiras y superponer de 2 en 2, de tal manera que nos queden 2 tiras con el hojaldre por fuera y el relleno en medio.

Cortar tiras de unos 1,5-2 cm de ancho y darle a cada tirita 2 vueltas sobre sí misma para darle forma de lazo y reservar en el frigorífico un mínimo de 30 minutos.

Hacer un almíbar con el agua y el azúcar hirviendo el conjunto durante 1 min, dejar templar.

Precalentar el horno a 200ºC.

Pintar los lacitos con el almíbar y hornear unos 11-13 min hasta que el hojaldre esté cocinado y doradito. Sacar del horno y volver a pintar los lacitos aún calientes con el almíbar para darle ese punto brillante y jugoso.

Conservar en una caja de metal o similar. Si hay suerte y nadie los encuentra podrán durar 4-5 días en perfecto estado.

NOTAS:

  1. El hojaldre que más me gusta para esta elaboración es el de Mercadona (el que pone “con mantequilla”) y el de Lidl
    Aunque también se puede hacer con hojaldre redondo, es más fácil de racionar el rectangular
  2. En vez de crema de cacao puedes utilizar, de igual manera, leche condensada, dulce de leche, miel…
  3. Puedes dejar los lacitos hechos y sin hornear en la nevera hasta el día siguiente, a falta solo de cocinarlos en el horno. También los puedes congelar en este mismo punto, luego solo habría que hornear directamente sin descongelar.

Written by Goizalde

27 marzo, 2017 at .

TARTA DE QUESO Y MOUSSE DE CHOCOLATE

with 4 comments

Hoy traigo una tarta con 3 elaboraciones diferentes: ganache de chocolate, tarta de queso y mousse de chocolate. Es una tarta realmente deliciosa.

Muy muy suave, tanto, que al meter un pedacito en la boca se funde, se deshace dando una sensación de cremosidad irresistible.

Aunque lleva tres elaboraciones diferentes son muy sencillas y espero que eso no os desanime a hacerla, porque os puedo asegurar que merece la pena.

INGREDIENTES

Para un molde de 24 cm de diametro (mejor desmontable)

Consejo: para que todo esté en su punto cuando se vaya a montar la tarta, será mejor que se elaboren la tarta de queso y la mezcla del mousse de chocolate un día antes.

Para la tarta de queso:

  • 600 gr de queso crema (tipo Philadelphia)
  • 4 huevos
  • 200 gr de azúcar

Para el mousse de chocolate:

  • 500 gr de nata para montar (35% M.G.)
  • 30 gr de azúcar
  • 200 gr de chocolate postres
  • 3 láminas de gelatina (unos 4 gr)

Para la ganaché:

  • 150 gr de nata para montar (35% M.G.)
  • 150 gr de chocolate postres

ELABORACIÓN

Precalentar el horno a 180ºC

Colocar papel de horno en el molde para facilitar el desmoldado

Con Thermomix:

Tarta de queso:

Batir los 3 ingredientes 30 seg en vel 8. Verter en el molde y cubrir con papel de aluminio para que no se dore la superficie. Hornear 45-50 min a 180ºC. Dejar templar y meter en la nevera un par de horas o hasta el día siguiente. Ha de estar fría antes de colocar encima el mousse de chocolate.

Mousse de chocolate:

Rehidratar las hojas de gelatina en agua muy fría.

Calentar la nata con el azúcar 5 min, 90ºC en vel 1, agregar las hojas de gelatina rehidratadas y bien escurridas junto con el chocolate parcialmente troceado. Mezclar 3 seg en vel 6. Reservar en un tupper o similar en el frigo hasta el día siguiente.

Una vez bien fría la mezcla, colocar la mariposa en el vaso y verter la mezcla para montarla en vel 3 y medio. No pongo tiempo porque depende de la nata, pero estar al loro para que no se pase y se convierta en mantequilla. Reservar.

Ganaché de chocolate:

Calentar la nata 2 min a 90ºC y añadir el chocolate, mezclar 20 seg en vel 6.

Sin Thermomix:

Tarta de queso:

Batir los 3 ingredientes y verter en el molde. Cubrir con papel de aluminio para que no se dore la superficie. Hornear 45-50 min a 180ºC. Dejar templar y meter en la nevera un par de horas o hasta el día siguiente. Ha de estar fría antes de colocar encima el mousse de chocolate.

Mousse de chocolate:

Rehidratar las hojas de gelatina en agua muy fría.

Calentar la nata con el azúcar a fuego no muy fuerte para que no se queme, agregar las hojas de gelatina rehidratadas y bien escurridas junto con el chocolate parcialmente troceado. Mezclar bien. Reservar en un tupper o similar en el frigo hasta el día siguiente.

Una vez bien fría la mezcla, montarla con ayuda de una batidora de varillas como si estuviéramos montando nata. No pongo tiempo porque depende de la nata, pero hay que tener cuidado de que no se pase y se convierta en mantequilla. Reservar.

Ganaché de chocolate:

Calentar la nata en un cazo y agregar el chocolate troceado, remover hasta que se funda fuera del fuego, en caso necesario, acercar un poco el cazo al fuego otra vez para que se funda bien todo el chocolate. Reservar a temperatura ambiente hasta que se temple un poquito.

Montaje:

Una vez fría la tarta de queso, colocar encima el mousse de chocolate e introducir una hora en el congelador para que coja cuerpo. Mientras tanto ir haciendo el ganaché para que se vaya templando un poco a temperatura ambiente y no funda la capa de mousse cuando la pongamos encima.

Meter un ratito la tarta completa a la nevera para que el ganaché coja cuerpo.

Desmoldar a última hora.

NOTAS:

  1. Papel de horno: yo suelo humedecerlo con agua y después arrugarlo estrujándolo entre las manos porque de esta manera es más manejable y encaja mejor en los moldes.
  2. Como ya he comentado anteriormente, es preferible hacer la tarta de queso y la mezcla del mousse de chocolate el día anterior
  3. La tarta se puede tener hecha con antelación para no andar a última hora, no hace falta montarla el día que la vayamos a comer, yo la suelo tener desde el día anterior
  4. Os cuento mis pasos:
    – Día 1: por la mañana hago primero la mezcla del mousse y la meto a la nevera para que se enfríe. Horneo la tarta de queso, la dejo templar y la meto también a la nevera. Por la noche monto la mousse, la pongo sobre la tarta y la guardo en la nevera hasta el día siguiente.
    – Día 2: meto la tarta al congelador (1 hora aprox) y hago el ganaché. Una hora después saco la tarta y le pongo el ganaché encima. La meto a la nevera hasta que llegue el momento de degustarla, que puede ser hoy o mañana día 3.

Written by Goizalde

20 marzo, 2017 at .

MOUSSE DE FRESA

with 7 comments

En plena temporada de fresas no podemos pasar sin hacer una riquísima mousse de fresa. Facilísima de hacer y con un resultado extraordinario.

De la misma manera que hacemos esta mousse, la podemos hacer también de otras frutas de las que tengamos gelatina de sabor, como por ejemplo: piña, frambuesa, kiwi, sandía… La elaboración sería la misma.

INGREDIENTES

Para 4 raciones

  • 200 gr de fresas
  • 1 cucharadita de azúcar
  • 200 gr de agua
  • 1 sobre de gelatina de fresa (de unos 80-85 gr)
  • 1 yogur griego natural (125 gr)
  • 30 gr de leche condensada
  • 3-4 fresas y 1 pizca de azúcar

ELABORACIÓN

Limpiar bien las fresas con agua y quitar el pedúnculo. Trocear en cuartos y reservar espolvoreadas con la cucharadita de azúcar, remover de vez en cuando.
De esta forma la fresa perderá parte de su acidez.

Con Thermomix:

Verter en el vaso la mitad del agua (reservar la otra mitad) junto con la gelatina, mezclar 20 segundos en vel 2. Calentar 3 min, varoma, vel 1. Agregar ahora la otra mitad del agua y mezclar 20 segundos en vel 2. Sacar a un recipiente y reservar en el frigo alrededor de 45-60 min hasta que cuaje.

Cuando la gelatina haya cuajado poner en el vaso las fresas reservadas en el primer paso junto con el líquido que hayan podido soltar, el yogur griego y la leche condensada (¡ojo! la gelatina aún no). Triturar 1 min en vel máxima, ha de quedar como un batido. Sacar y reservar.

Poner la mariposa en el vaso, verter la gelatina cuajada y batir 7 min en vel 3 y medio. Cuando termine el tiempo seguir batiendo a vel 1 y agregar el “batido” de fresa por el bocal.

Sin Thermomix:

Calentar en un cazo la mitad del agua junto con la gelatina, cuando hierva apagar el fuego y agregar la otra mitad. Reservar en el frigo alrededor de 45-60 min hasta que cuaje.

Cuando la gelatina haya cuajado poner las fresas reservadas del primer paso en el vaso de la batidora junto con el yogur griego y la leche condensada, triturar el conjunto hasta que quede una especie de batido.

Por otro lado y con ayuda de una batidora de varillas, montar la gelatina cuajada hasta que doble su volumen, puede tardar unos minutos. Ir añadiendo el batido y mezclar bien el conjunto.

Verter el mousse en recipientes individuales y reservar en frigorífico por lo menos 1 hora.

Mientras tanto, limpiar y cortar en dados las fresas de la decoración, agregar el azúcar y dejar reposar hasta el momento de servir el mousse.

NOTAS:

  1. He probado también con gelatina de fresa light y queda genial
  2. El yogur griego se puede cambiar por queso mascarpone, queso tipo Philadelphia, nata 35% M.G., leche evaporada, yogur natural 0% o light… en la misma cantidad, 125 gr. Eso si, la textura cambiará de más untuosa y espesa a mas suave y ligera en este orden en el que he puesto las diferentes opciones.
  3. Se puede prescindir de la leche condensada, pero estos 30 gr le dan un dulzor muy agradable. Si no quieres poner leche condensada, eliminala de la receta y listo.
  4. No limpies el vaso hasta finalizar la mousse, a no ser que mientras tanto lo utilices para hacer otra elaboración, así ahorrarás tiempo.

Written by Goizalde

13 marzo, 2017 at .

ALFAJORES RAPIDOS DE GALLETA

with 2 comments

Si, así es. Estos alfajores se hacen en poquito tiempo y quedan muy bien.

Si tienes que improvisar algo para una merienda, una reunión de amigos o lo que sea, no lo dudes, haz estos alfajores.

Y si ya quieres rizar el rizo, puedes hacer mini alfajores con mini galletas maría, quedan muy cuquis y al ser pequeños no empalagan y te puedes dar el capricho de comerte uno o dos…  😉

Lo que si me ha quedado claro en las pruebas que he hecho es que quedan mejor con las clásicas galletas maría (y si son las hojaldradas, mejor aún) que con las doradas por ejemplo. Las doradas no empapan bien y quedan crujientes, yo prefiero que queden blanditas, pero como siempre digo: “Para gustos, los colores”

INGREDIENTES

Para 20 alfajores:

  • un bote pequeño de leche condensada (370 gr)
  • 40 galletas
  • 200-300 ml de leche
  • 2 huevos
  • aceite de girasol para freír
  • azúcar para rebozar

ELABORACIÓN

Para hacer el dulce de leche cocer el bote de leche condensada sin abrir en la olla express durante unos 40-45 minutos con agua suficiente como para cubrir el bote. Dejar enfriar un mínimo de 12 horas en la nevera.

Montaje:

Extender una buena capa de dulce de leche con ayuda de una cuchara sobre 20 galletas y cubrir con las otras 20, aplastando un poco para que se reparta bien el relleno.
El relleno ha de tener un grosor mínimo de una galleta, si es más grueso, mejor, más rico.

Colocar los alfajores en un plato hondo o bandeja y dejar que se empapen en la leche, pasar por huevo batido y freír en abundante aceite. Sacar sobre papel absorbente y cuando estén templados rebozar en azúcar al gusto.

NOTAS:

  1. Si no quieres hacer el dulce de leche también lo puedes comprar hecho.
  2. Al azúcar del rebozado le podemos poner un poco de canela, de cacao, de coco…
  3. En vez de rebozar con azúcar se pueden cubrir con chocolate fundido

Written by Goizalde

27 febrero, 2017 at .